Páginas

Reseña "Reconexión" de Neal Shusterman

martes, 11 de abril de 2017


Título: Reconexión
Título original: Unwholly
Autor: Neal Shusterman
Saga: Desconexión 2/4
Editorial: Anaya
Nº de páginas: 488
Año de publicación: 2013
ISBN: 978-84-678-4201-2


ATENCIÓN: Tanto la sinopsis como la opinión contienen spoilers de Desconexión.

Gracias a Connor, Lev y Risa, y a las repercusiones de su revuelta en la Cosechadora de Happy Jack, la población ya no puede seguir mirando para otro lado. Tal vez la desconexión sirva para librar a la sociedad de jóvenes problemáticos y, al mismo tiempo, para surtirla de órganos muy necesarios para los trasplantes, pero su inmoralidad ha saltado por fin a la palestra.

Connor no da abasto dirigiendo el Cementerio, un refugio para los ASP, chicos que, como él, han huido de la desconexión. Risa, paralizada de cintura para abajo como consecuencia del atentado en la Cosechadora, teme resultar más una carga que una ayuda para él. Y Lev se ve envuelto en un movimiento clandestino que pretende rescatar diezmos, y en el cual se le venera como si fuera un dios.

Uno de ellos será traicionado. Otro se escapará. Y el tercero se encontrará con el misterioso Cam, alguien que no existe, y hará un sorprendente descubrimiento sobre lo que se esconde detrás de la desconexión.


El mes pasado comencé con la lectura de esta saga y, como ya os comenté en la reseña de Desconexión, su primera parte me sorprendió y me encantó a partes iguales. Hay muchos temas muy interesantes que te hacen plantearte y reflexionar sobre ellos. Estaba deseando poder continuar con la saga después de ese final de infarto del primer libro y por fin, por fin, me he podido poner con él.

Después de los acontecimientos sucedidos en la Cosechadora Happy Jack, donde Connor, Lev y Risa estuvieron envueltos, se convierten rápidamente en símbolos de la rebelión contra la desconexión. La población se ha dado cuenta que no pueden sentirse orgullosos de este método y muchos de ellos empiezan a abrir los ojos y ver todo lo que supone para sus hijos, vecinos y familiares vivir bajo la amenaza de la desconexión. Connor y Risa seguirán su vida en el Cementerio, lugar de refugio para todos los ASP del país, mientras que Lev sigue su andadura en solitario, limitado por su arresto domiciliario. Ahora que se han tomado medidas y se ha bajado la fecha límite de la desconexión a los 17 años, los piratas de partes se ponen las botas con cada ASP que consiguen cazar y vender en el mercado negro. ¿Conseguirán sobrevivir cuando deben hacer frente a un enemigo más terrible que la propia desconexión?


"Lo triste de la humanidad es que se cree lo que le cuentan. Tal vez no la primera vez, pero a la centésima vez, las ideas más descabelladas sencillamente se convierten en un hecho firmemente demostrado."


Connor, Risa y Lev sin saberlo consiguieron bajar la edad máxima para la desconexión de los 18 a los 17 años. Por el descenso de jóvenes en las Cosechadoras, los piratas de partes han crecido en número y en astucia para cazar ASP antes de que puedan esconderse en algún lugar seguro. Ciudadanía Proactiva tiene otros planes para dar más publicidad a su campaña y a la normalización de la desconexión, pero le falta un elemento clave para poder conseguirlo. Mientras tanto y gracias a las acciones de Lev, se ha creado un movimiento para recatar a los diezmos poniendo como figura casi de santidad al propio Lev.

Ya os comenté lo mucho que me sorprendió el primer libro de esta tetralogía por todos los elementos que encontré y en esta segunda parte ahondamos mucho más en algunos de ellos. Conocemos de primera mano el funcionamiento del Cementerio: la logística, medidas de seguridad y el funcionamiento general junto a todas las funciones que tiene que desempeñar el líder. Nos metemos de lleno en el corazón de Ciudadanía Proactiva y vemos cómo se comportan y llevan a cabo sus planes para ganar más publicidad. Y por supuesto, no puedo olvidarme de los movimientos que se alzan después del final del primer libro: los rescates y los piratas de partes. 

En el primer libro me faltó más presencia de un gobierno opresivo o, al menos, que nos dieran un vistazo a quién está detrás de todo y quién mueve los hilos del mundo y de la desconexión. Aquí podemos ahondar mucho más en el tema, ver cómo mueven los hilos en las sombras y como manipulan, por medio de anuncios y productos que mejoran algunos atributos físicos y psíquicos, a la población. Los diezmos y los chicos colados por la cigüeña cogen más protagonismo, y por fin, podemos ver cómo influye en las personas recibir una de las partes de un desconectado. Este tema me causaba demasiada curiosidad y tenía muchas ganas de ver cómo lo plantearía el autor. No quiero entrar en detalles sobre esto, pero os puedo decir que es muy interesante reflexionar sobre los asuntos que trata el autor.


"Para meterse en la brigada juvenil hay que carecer de corazón, pero para especializarse como patrullero uno necesita carecer también de alma."


La narración sigue en tercera persona, pero en esta ocasión tenemos más narradores.


Connor tuvo que hacerse cargo del Cementerio y ponerse al mando. No se siente como un líder, pero estando rodeado de centenares de chicos rebeldes y problemáticos, tiene que aprender a hacerse respetar. El injerto de un nuevo brazo cuando perdió el suyo, ha hecho que se aisle y no quiera estar tan rodeado de gente porque tiene miedo de que pueda hacerles daño con el nuevo brazo. La evolución de este personaje es asombrosa. En el primer libro empezó como un chico problemático que dejaba salir toda su ira en grandes estallidos, metiéndose en más problemas de los que debería por no pensar en las consecuencias, pero acaba madurando y sobre todo, pensando antes de actuar. Todo lo que le ha pasado últimamente lo ha marcado y eso también ha hecho que se aleje de la gente a la que quiere. Sigue siendo un personaje valiente, pero antepondrá el bienestar de los demás al suyo propio, cosa que en el primer libro no hubiera hecho ni por asomo.

Risa al igual que Connor sufrió secuelas, pero ella se quedó paralítica. Negándose a obtener una neva columna que le devuelva la movilidad, se sentirá un estorbo y sentirá que lo que tenía con Connor se ve entorpecido por su discapacidad. Risa siempre ha sido la voz de la razón, un personaje sensato e inteligente que observa y aprende antes de dar un paso. Aquí quizá echase un poco de menos a este personaje y sobre todo las interacciones que tenía junto a los demás protagonistas.

Lev está bajo arresto domiciliario después de sus acciones del primer libro. Su experiencia dejando atrás el lavado de cerebro de los diezmos le servirá para ayudar a una organización que se ha puesto en marcha para salvar a los diezmos usando la imagen de Lev para conseguirlo. Este personaje es uno de los que más me gustan en toda la saga, su evolución ha sido sorprendente y es fascinante conocer a este personaje.

Hay nuevos personajes que nos iran narrando sus experiencias. Starkey un chico colado por la cigüeña, llegará al Cementerio sintiéndose más importante y peligroso que la leyenda del ASP de Akron. Su ambición, inteligencia y furia, le llevará a intentar escalar en la jerarquía de poder que ha creado Connor bajo su liderazgo, ganando seguidores entre los demás chicos de la cigüeña. Miracolina es un diezmo que quiere ser sacrificada y no cejará en su empeño por conseguirlo. Es inteligente, planificadora y no dejará que nadie le diga lo que tiene que hacer o pensar. Cam ha sido el personaje más fascinante en conocer de este libro y el que más preguntas morales y éticas me planteó. También ha sido el que más empatía y tristeza me ha causado. Tiene que aguantar muchas cosas que le duelen solo por ser como es cuando el no ha elegido nada de ello. Y por último está Nelson, antiguo miembro de la brigada juvenil convertido en un pirata de partes con una pequeña obsesión.


La desconexión no solo dio fin a la guerra, sino que sirvió para arrancar las malas hierbas. Les impidió que nos ahogaran a los demás. Y el miedo a los ASP hará prosperar nuestro negocio.”



La trama ha sido apasionante. No tiene tanta acción como su predecesor a lo largo del libro, pero sobre todo al principio y al final sigue conteniendo mucha acción y mucha tensión que te mantienen con interés y con ganas de seguir leyendo en todo momento. Hay muchos más frentes abiertos con la incorporación de los nuevos narradores y cada uno es más interesante que el anterior. Me encantan las preguntas que plantean estos libros, ¿cuándo se supone que un bebé tiene alma? ¿Antes o después de su concepción? ¿Qué pasa con los transplantes y la memoria celular? Pero sobre todo hay una en concreto (no os puedo decir cual es porque os quitaría mucha sorpresa) que te hace pensar y darle vueltas sin que consigas encontrar una respuesta. Lo mejor también de estos libros es que hay partes sacadas de artículos verídicos relacionadas con el tema. El autor te expone en algunas partes estos artículos y deja el enlace para que puedas leerlo al completo si quieres. Esto me parece un punto a su favor porque no solo le da veracidad a la novela, sino que también se nota el profundo análisis que ha llevado a cabo el autor.
El ritmo, si lo comparamos con el libro anterior, es un poco más lento. Esto se debe a que no se trata tanto de la supervivencia, si no de presentar en profundidad los problemas y la sociedad con todos los cambios que hubo desde el final del primer libro. Sigue siendo un libro muy ligero y rápido de leer que engancha sobremanera y que te mantiene en vilo. Además, que tenga tantos narradores diferentes aún hace que quieras volver a la perspectiva del otro y que leas aún más rápido.

Los giros argumentales me han gustado muchísimo. El autor ha llevado de una forma brillante la trama y las sorpresas, sin desvelar muchas de las cosas que, a medida que vayamos leyendo, nos pillarán desprevenidos.
El final fue de infarto. Cuando estaba terminando el libro pensaba que no podría superar el cierre del primer libro, pero me equivocaba. No solo está al mismo nivel que el anterior sino que en muchas cosas me ha gustado y me ha sorprendido mucho más. Las últimas páginas fueron un torbellino de emociones, desde la ira a la tensión. La verdad, solo puedo decir alabanzas para este autor.


"Cuando uno vive una vida sin preguntas, no está preparado para las preguntas cuando llegan."

En conclusión, Reconexión es una segunda parte a la altura de la primera parte. Llena de acción, tramas paralelas que se suceden al mismo tiempo, nuevos peligros  y personajes fascinantes seguimos planteándonos preguntas morales y éticas que el autor nos ofrece para la reflexión. Una distopía muy diferente a todo lo que he leído antes y que, si todavía no le habéis dado una oportunidad, espero que lo hagáis porque no tiene desperdicio.




¿Qué os parece? ¿Habéis leído el libro? ¿Tenéis ganas de leer esta saga?
¡Besos y feliz día!





3 comentarios :

  1. Me alegro que te haya gustado. Siempre he querido leer esta saga, es más, la empecé pero no terminé el primer libro y a día de hoy no sé por qué (quizás porque me senté a leer tres horas en la biblioteca pero luego no me llevé el libro a casa >-<). Me he leído la reseña muy por encima para no llevarme spoilers. Espero que te gusten los otros dos. Un beso! ♥

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!
    me he leído la saga de Desconexión y me encantó!!, ya verás el siguiente jaja, te lo recomiendo ne serio, me encanta todo lo que escribe este hombre *u*. Me ha encantado la reseña :).
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Tanto este libro como su primera parte me gustaron mucho pero por el momento no me animé con el tercero. Un besote :)

    ResponderEliminar

Tu opinión es muy importante para mí, ¡así que anímate y déjame tu comentario! Intentaré responderte lo antes posible. ❤